Renacimiento

Algún día nuestras ciudades se abrirían para dejar entrar más naturaleza, y nos recordará que sólo disponemos de un pequeño espacio en la Tierra, la cual puede recuperarlo con tanta facilidad como darnos una brisa en la cara o enviarnos el mar para que no